Kits de iluminación LEC

Superficie iluminada/cultivada

Regulable

No hay opción disponible en este grupo

Kits de Iluminación LEC para cultivo de marihuana

La tecnología LEC de iluminación es un avance significativo en el cultivo de marihuana en interior. Con un consumo menor que las tradicionales HPS o HM, y una menor emisión de calor, las bombillas LEC mejoran el rendimiento de sus análogos en Sodio, aunque no alcanzan la eficiencia de las lámparas LED de última generación.

Qué significa LEC?

Las siglas LEC significan "Light Emitting Ceramic". Estas lámparas también se denominan CMH (Ceramic Metal Halide). Su funcionamiento es similar al de las bombillas MH y HPS y su tecnología no dista mucho de las anteriores. Sustituye la pieza emisora de luz, de cuarzo en los otros sistemas, por una pieza cerámica que aumenta el rendimiento lumínico por vatio y mejora el espectro de luz emitido. Aporta algunas ventajas más que las hacen una interesante opción frente a los equipos tradicionales de iluminación.

Ventajas y desventajas de las bombillas LEC

La tecnología LEC aporta una variedad de ventajas que la hacen muy atractiva para cultivadores que empiezan o que quieren mejorar sus cultivos cambiando el tipo de iluminación. A continuación te explicamos tanto sus ventajas como sus desventajas:

Ventajas de las bombillas LEC

  • Las bombillas LEC tienen mejor rendimiento que las HPS: su eficiencia lumínica es más alta y su espectro más adecuado para el cultivo de cannabis.
  • Emiten luz UV-B: la emisión de luz UV-B promueve la creación de resina y aumenta la calidad del producto final.
  • Generan menos calor: las bombillas LEC generan menos calor y más luz por vatio, disminuyendo las necesidades de extracción en nuestra sala de cultivo.
  • El espectro lumínico es más natural: la luz emitida por las lámparas LEC tiene un color más natural, que nos ayudará a inspeccionar mejor nuestras plantas de forma visual.
  • Precio medio: Su precio es más alto que las luminarias HPS, pero no llega al precio de una lámpara LED, siendo una buena opción por su relación rendimiento/precio.

Desventajas de las bombillas LEC

  • Su rendimiento no dobla a las HPS: las expectativas de rendimiento deben ser justas, y aunque se ha dicho que una LEC de 315W equivale a un sodio de 600W, esto no es real. Puedes esperar mejores rendimientos que con sodio, pero no tanto.
  • Emiten luz UV-B: aunque sea una ventaja para nuestras plantas, la luz UV-B es dañina para el ser humano, por lo que deberás proteger piel y vista cuando trabajes dentro de la sala de cultivo.
  • Generan mucho calor: pese a ser más eficientes, siguen generando una gran cantidad de calor por lo que será necesario igualmente configurar un buen sistema de extracción para que la temperatura no suba dentro de nuestra sala.
  • Su precio es medio: las lámparas LEC necesitan balastros electrónicos especiales para funcionar, de forma que no podrás reutilizar tus equipos si haces el cambio a LEC. Los equipos LEC tienen un coste algo superior a los tradicionales, aunque no llegan al precio de las luminarias LED.