Sistemas aeropónicos

Toda la información que necesitas para elegir mejor
Sistemas aeropónicos

Sistemas aeroponicos

La aeroponía es un paso más avanzado dentro de la hidroponía. En este tipo de sistemas el sustrato se reduce a la mínima expresión (cestas de 8-10cm de diámetro) y las raíces se desarrollan en un entorno oscuro (una maceta vacía con tapa, un canalón) en el que nebulizadores generan una nieblina constante de solución nutritiva que las raíces absorben a la vez que gran cantidad de aire al no existir sustrato. Se trata de un sistema que requiere ciertos conocimientos previos en cultivo ya que las raíces desnudas no perdonan demasiados errores.

El ritmo de crecimiento y floración en estos sistemas se acelera hasta el punto de convertirse en un reto seguir adecuadamente su ritmo de nutrición.

La mayoría de sistemas aeropónicos son comerciales aunque también es posible construirlo uno mismo al igual que un hidropónico, lo que varía en el aero son las bombas que necesitan mucha mayor potencia, y el tipo de goteros –nebulizadores- que también son especiales por funcionar con mucha presión.